19 abril 2018

El nabo Pingocho en el orto morocho

Linkmagen: http://www.mimasa.net/elimina-grasas-y-toxinas-con-el-daikon-c6.html



Según el viejo indecente, ninguna historia empieza con “Estaba comiendo una ensalada...” Pero la que os voy a relatar sí. Estaba yo comiéndome una ensalada de verduras, cuando atrincheré una rebanada de nabo, lo que me vino a la cochambrosa mente: “¿en qué oscuros callejones, ortos, cavidades, habrá estado antes el bendito, enhiesto y blanco aditamento verdulero?” No soy de pensar cojudezas, pero desde que vi un video en YouTube®, en donde una mesera escupía la hamburguesa de un cliente, pues me las traigo al pensar lo que me viene en gana. Imaginaos el enorme nabo bien lubricado yendo y viniendo, con todo y arrastrar de pendejos, panocha adentro, frotando deliciosamente esos labios, qué digo labios, esas enormes orejazas de elefante rosadas, viscosas y hediondas de la cocinera, antes de ser destinado a esta ensalada de verduras que hoy me toca tragar, ¿eh? Es como para ir a buitrear al baño después del magnífico potaje, ¿o como para relamerse? Os dejo a noble discreción el hacer lo que queráis. Seguramente el viejo Buko estará desternillándose de risa mientras lee, tres metros bajo tierra, este pequeño artículo; quién sabe, ya no tejiendo una magnífica historia bajo los efectos de una birra o una copa de vino barato; sino de una buena mordida de nabo, variedad Pingocho, que antes ha introducido con la paciencia de un viejo parturiento, en un orto morocho. 

Licencia Reconocimiento-No comercial-Sin obras derivadas 2.5 Perú de Creative Commons.

Constelaciones

BÍO

Mi foto

Jack Farfán Cedrón (Perú, 1973). Entre otros volúmenes líricos ha publicado Pasajero irreal (2005), Gravitación del amor (2010), El Cristo enamorado (2011) y Las consecuencias del infierno (2013). Algunas de las revistas virtuales en las que han aparecido textos suyos: Periódico de poesía (UNAM, México), Revista de LetrasLa comuna de los desheredados y La comunidad inconfesable (España); Los poetas del 5 (Chile); El Hablador (Perú); Destiempos y Letras hispanas y Síncope (México).